Concursos de trading

Apaláncate y reza.

Desde hace bastantes años algunos brokers, sobretodo los dedicados a productos derivados como CFD’s, futuros y opciones, organizan una especie de concurso basado en obtener la máxima rentabilidad posible en un determinado espacio de tiempo. Suelen durar un par de semanas y comienzas con un capital ficticio a tu disposición para operar.

Te crean un usuario y utilizas una cuenta demo para que operes desde su plataforma. Los premios suelen ser muy llamativos y cuantioso para llamar la atención de mucha gente, tanto de gente que opera habitualmente como de gente que no opera pero se siente atraída por este mundo.

¿Por qué se organizan concursos de trading?

Los concursos de trading los organiza un broker. Evidentemente el premio es un reclamo para que se apunte la mayor gente posible, es preferible que tenga un único premio muy apetitoso que muchos premios menores, al final la gente se mueve por conseguir el gordo y nada más. A la hora de organizar un concurso el broker persigue varios objetivos:

Sigue leyendoConcursos de trading

Cubrir una cartera utilizando futuros

Reducir el riesgo sin necesidad de vender.

¿Que puede hacer un inversor cuando quiere cubrir su cartera de largo plazo en determinados momentos? La respuesta es sencilla: ponerse corto en un producto derivado de un subyacente que replique lo más fielmente posible su cartera actual. Dicho así puede parece complicado, pero no es más que abrir una operación más, que además tiene menos comisiones que una normal.

¿Pero porque alguien querría cubrir su cartera?. Imagina que tienes una cartera con las 5 blue chips españolas y que presenta una revalorización del 25%, según tu parecer consideras que el IBEX35 puede bajar durante los próximos meses porque hay presión vendedora, porque los datos están empeorando o simplemente quieres cubrirte porque quieres preservar esa ganancia que tienes y no correr más riesgos.

Muchos estaréis pensando: “pues si cree que va a bajar que venda sus acciones, no hace falta cubrirse”. Es cierto que vendiendo ya se asegura la ganancia pero puede ser mejor para el inversor no vender sus participaciones por diversos motivos: fiscales, comisiones elevadas, pérdidas de privilegios en su broker/banco si deshace su posición o simplemente porque no quiere salirse del accionariado.

Sigue leyendoCubrir una cartera utilizando futuros

¿Qué son los CFD’s?

Características y propiedades de los CFD’s

En los últimos años se ha puesto de moda un nuevo producto derivado llamado CFD. Los CFD’s (Contract for difference) son productos derivados que permiten posicionarte largo o corto sobre diversos activos subyacentes. Posiblemente hayas oído anuncios sobre este producto últimamente en la radio y en carteles publicitarios, realmente se ha tornado muy visible para el público generalista no especializado.

La razón por la que se han popularizado tanto es la facilidad a la hora de operar con ellos. Las comisiones son más bajas que el mercado de contado y pueden abrirse posiciones con importes mucho menores que operando con los futuros tradiconales. Debido a esto son especialmente atractivos para la gente que se inicia en el mundo del trading.

Sigue leyendo¿Qué son los CFD’s?

Invertir en spreads

Aprovechando el comportamiento de un activo sobre otro

Normalmente para mucha gente la única forma de invertir es comprar un activo y esperar a que suba para luego vender y recoger las ganancias. Menos gente todavía sabe utilizar instrumentos para ganar cuando los activos bajen, a través de productos derivados, y así poderse posicionar en los dos lados del mercado.

Pero hoy vamos a intentar explicar una estrategia que consiste en un combinación de las dos anteriores, con esto vamos a reducir el riesgo de la inversión y buscaremos que se corrijan ciertos “fallos” de mercado. Dicho así puede parecer muy complicado pero es más fácil de lo que parece.

Spread en inglés significa extensión, y es esta extensión entre dos activos lo que vamos a utilizar para intentar lograr un rentabilidad.

La operativa consiste en ponerse largo (comprar) en un activo A y a la vez ponerse corto (vender) en un activo B en la misma cantidad. Esto lo que hace es protegernos de la dirección del mercado ya que el que ganemos o perdamos no va a depender de que suba o baje la bolsa, sino de lo que haga el activo A en relación al activo B.

Sigue leyendoInvertir en spreads

Share